Widgets Magazine

Cómo cuidar tus músculos después de una sesión de ejercicio

0
Antes de empezar a realizar cualquier ejercicio físico, es muy importante saber que nuestros músculos se pueden resentir si no se toman las precauciones adecuadas. Llevar un ritmo constante que podamos mantener sin pasarnos, calentar antes y estirar después de la práctica del ejercicio es fundamental para ganar salud muscular e invertir bien el tiempo en nuestro cuerpo.

Pero además existen técnicas, algunas incluyen incluso productos de parafarmacia efectivos, que ayudan a que los músculos se mantengan fuertes y sin daños después de las sesiones de ejercicio.

Descansar es tan importante como realizar el ejercicio, y esto es algo a lo que no demasiada gente le da valor. Pero si un deportista se esfuerza demasiado y quiere conseguir resultados demasiado pronto, lo que obtendrá es el efecto totalmente opuesto.
Calentar y estirar es el primer paso hacia la salud muscular
Sin un calentamiento previo y un estiramiento posterior al entrenamiento. Ningún deportista puede realizar ejercicio. La razón de esto es que las lesiones pueden llegar de forma más sencilla si el cuerpo no está preparado para entrenar, y también si hemos realizado una gran carga física y no estiramos los músculos para que se mantengan en buen estado.

Por tanto, si deseamos evitar dolores por el entrenamiento y que nuestro cuerpo adquiera los mayores beneficios de entrenar, tenemos siempre que calentar y estirar.
Hielo o calor según el tipo de dolor

La aplicación de frío o calor tras realizar ejercicio es muy efectiva para el buen estado de los músculos. No obstante, hay que saber diferenciar cuando utilizar cada uno para evitar que el remedio sea peor que la enfermedad.

Coger un poco de hielo y meterlo dentro de un paño tiene un gran efecto si se coloca en una zona del cuerpo que se haya dañado al hacer ejercicio. De esta forma se pueden evitar inflamaciones, muy tediosas y que pueden impedir la práctica de más ejercicio. Pero el calor ha de aplicarse en caso de que se necesite una mayor flexibilidad en los músculos o para ayudar a reparar músculos que han sufrido daño.
Acudir a un masajista siempre tiene beneficios

Los mejores deportistas siempre disfrutan de una sesión de masaje después de cada entrenamiento y de cada evento de su disciplina. Pero el resto del mundo, si tiene acceso a ello, también debe valorar la idea de acudir a un masajista de vez en cuando sobre todo tras hacer deporte.

De esta forma puede conseguir que los músculos se estiren bien y se eviten lesiones debido a esfuerzos demasiado grandes.
Productos de parafarmacia efectivos

Por último y no por ello menos importante, se encuentran los productos de parafarmacia. Estos ayudan a los deportistas a mejorar la estabilidad de sus músculos, y se pueden encontrar tanto en forma de cremas o pastillas.

Uno de estos productos, por ejemplo, es el gel de efecto calor para el precalentamiento. Tiene grandes efectos sobre los músculos en los que se aplique con el fin de ayudar a calentar antes de la práctica del ejercicio, y así evitar lesiones o recaídas en zonas ya dañadas.

Compartir

Sobre el Autor

Licenciada en Administración de Empresas con un MBA. Especializada en Publicidad y Mercadeo, áreas en las cuales es profesora en la Universidad Monteávila. Caminante más no corredora y consiente de la necesidad de promover el ejercicio, entendiendo que cada quien debe hacerlo con gusto y de acuerdo a su capacidad.

Dejar Comentario

6249b1d8a8c4ffe30293c2fc9027b1cca0f0452e0183def83e